Tiene 60 miembros de entre 19 y 62 años, y fue inscripto en el Comité Olímpico Italiano; hay sacerdotes, monjas y guardias suizos

Elisabetta Piqué SEGUIR Comentar (0) Me gusta Me gusta Compartir E-mail Twitter Facebook WhatsApp Obtener link Guardar 12 de enero de 2019

ROMA.- Todos conocen en el Vaticano la afición del Papa por San Lorenzo de Almagro, su equipo del alma. Es sabido que un guardia suizo suele pasarle los resultados de sus partidos. Pero en el Vaticano no solo hay pasión futbolera. También hay sacerdotes, monjas, guardias suizos y otros ciudadanos y empleados de las diversas oficinas fanáticos del running, que formaron recientemente una asociación deportiva, bautizada Athletica Vaticana, cuyo sueño es ver flamear la bandera de la Santa Sede -blanca y amarilla- nada menos que en los Juegos Olímpicos.

El equipo, que selló un acuerdo con el Comité Olímpico Nacional Italiano (CONI), fue lanzado anteayer en una conferencia de prensa. Allí participó Giovanni Malagó, presidente del organismo, que destacó este nuevo paso deportivo del pequeño Estado, que ya cuenta con equipos de fútbol y de críquet.

Al pasar a ser parte del CONI, el flamante equipo de "atletas de Dios" puede participar ahora en eventos nacionales e internacionales, tener acceso a entrenadores nacionales italianos e instalaciones médicas.

El atleta más joven del equipo del Vaticano -formado por 60 personas y liderado por la farmacéutica de la Santa Sede, Michela Ciprietti, una de las siete mujeres del equipo- es un guardia suizo de 19 años; el mayor es un profesor de 62 años de la Biblioteca Apostólica Vaticano.

En el medio están Federico Cavallo, el "lechero" del Vaticano, que todas las mañanas se levanta al alba para llevar leche y huevos frescos desde la granja pontificia de Castelgandolfo hasta la residencia de Santa Marta -donde vive Francisco-; empleados que trabajan en oficios diversos, como la tipografía; sacerdotes, guardias suizos y religiosos, como la monja sor Marie Theo, directora del Colegio San Domenico de Roma, que -dicen- corre 10 kilómetros en 47 minutos.

Siguiendo el mensaje de Francisco, que desde el principio de su pontificado llamó a abrirles las puertas a los migrantes, el equipo también cuenta con dos jóvenes africanos: Jallow Buba, gambiano de 20 años, y Ansou Clissé, senegalés de 19, que fueron fichados como "miembros de honor".

Ambos son huéspedes de un hogar de acogida de Castelnuovo di Porto, en las afueras de Roma, y se encuentran a la espera de obtener sus papeles. Ambos tienen historias muy duras sobre sus espaldas; de religión islámica, jamás habían visto una pista de atletismo.

"Al principio tuve un poco de temor, por el hecho de ser musulmán, pero enseguida entendí que nadie iba a hacer diferencia por ello", contó Buba.

Hito

"Se trata de una novedad absoluta, porque dentro del Vaticano, aunque hay una larga historia de interés hacia el mundo del deporte, nunca se había creado una asociación deportiva", explicó el monseñor español Melchor José Sánchez de Toca y Alameda, subsecretario del Consejo Pontificio para la Cultura y presidente de Athletica Vaticana. "A través de la práctica deportiva queremos brindar un testimonio de vida cristiana", agregó Sánchez de Toca, que también es un runner.

De hecho este prelado subrayó que el primer objetivo de Athletica Vaticana, asociación deportiva que nació en septiembre de 2017, "es divertirse y correr". Aunque sin olvidarse de Dios: el equipo compuso una "Oración del Corredor de Maratón", que imprimió en una imagen traducida a 37 idiomas (incluyendo árabe y swahili) que piensa distribuir en la línea de salida de las carreras.

Para las maratones de Roma y Florencia, Athletica Vaticana también promueve la celebración de "la misa del maratonista".

La primera salida oficial de los flamantes "runners del Papa" será el 20 de enero próximo, cuando participarán en esta capital de la tradicional "Corsa di Miguel", una carrera de 10 kilómetros que recuerda a Miguel Sánchez, atleta desaparecido durante la última dictadura argentina.

Por: Elisabetta Piqué ¿Te gustó esta nota? Ver comentarios 0

Temas: El Mundo

| Iglesia SEGUIR Ciudad del Vaticano Papa Francisco