El partido Vox fue la revelación en los comicios andaluces Comentar (0) Me gusta Me gusta Compartir E-mail Twitter Facebook WhatsApp Obtener link Guardar 3 de diciembre de 2018

MADRID (De nuestra corresponsal).- Nace la ultraderecha, y con mucha fuerza, en España y se hunde la izquierda en feudos que le fueron propios en 40 años de democracia. Esa es la lectura que dejaron anoche las elecciones regionales de Andalucía, la enorme región sur del país, que todas las fuerzas políticas, incluido el socialismo en el gobierno central, leyeron en clave nacional.

El resultado de ayer muestra un vuelco histórico. Por primera vez retrocede el socialismo, con el peor resultado en cuatro décadas, y, más llamativo aún, entra con fuerza la derecha radical con la llegada de Vox, un partido de reciente formación.

Liderada por Santiago Abascal, un exmilitante del Partido Popular (PP), la formación venía última en todas las encuestas, que apenas le daban la posibilidad de llegar al Parlamento regional con un escaño. No fue uno, sino 12. El terremoto político de la llegada de Vox era ayer todo un mensaje para las fuerzas nacionales. Especialmente para el socialismo del presidente Pedro Sánchez.

Susana Díaz, la socialista que buscaba la reelección, se asomaba anoche al peor escenario: ser desalojada del poder.

¿Te gustó esta nota? Ver comentarios 0

Temas: El Mundo