El papa equipara el aborto a recurrir a un "sicario" – Fuente: AFP

1:09 <![CDATA[ .cls-1 { fill: #1ca3ff; } .cls-2 { fill: none; stroke: #fff; stroke-width: 1.2px; opacity: 0.96; } ]]> Video Elisabetta Piqué SEGUIR Comentar (0) Me gusta Me gusta Compartir E-mail Twitter Facebook WhatsApp Obtener link Guardar 10 de octubre de 2018 • 08:36

ROMA.- El papa Francisco volvió a utilizar hoy palabras muy fuertes contra la interrupción voluntaria del embarazo: "es como contratar a un asesino a sueldo", aseguró, en la catequesis que pronunció durante la tradicional audiencia de los miércoles en la plaza de San Pedro, en la que reflexionó sobre el quinto mandamiento, "no matarás".

"Interrumpir un embarazo es como eliminar a alguien. ¿Es justo eliminar una vida humana para resolver un problema?", preguntó el Papa frente a cientos de personas congregadas en la explanada de San Pedro.

"¿Es justo contratar a un asesino a sueldo para resolver un problema?", continuó. "Eliminar a un ser humano es como contratar a un asesino a sueldo para resolver un problema", insistió.

"¿Cómo un acto que suprime la vida inocente puede ser terapéutico, civil o sencillamente humano?", agregó el pontífice. En su homilía, Francisco criticó "la pérdida de valor de la vida humana" debido a guerras, a la explotación, a la cultura del desecho, y agregó: "Una aproximación contradictoria permite la supresión de la vida humana en el vientre materno en nombre de la salvaguarda de otros derechos".

¿Cómo un acto que suprime la vida inocente puede ser terapéutico, civil o sencillamente humano?

A dos meses del rechazo en el Senado de la ley de interrupción voluntaria del embarazo, que tenía media sanción de la Cámara de Diputados , el Papa aseguró que "la violencia y el rechazo de la vida nacen en el fondo del miedo". "Acoger al otro, en efecto, es un desafío al individualismo", agregó.

"Pensemos, por ejemplo, cuando se descubre que una vida por nacer es portadora de discapacidad, incluso grave. Los padres, en estos casos dramáticos, necesitan una verdadera cercanía, de verdadera solidaridad, para afrontar la realidad, superando los comprensibles miedos", sostuvo.

"En cambio, [esos padres] a menudo reciben apurados consejos para interrumpir el embarazo", lamentó Francisco. "Esto es un modo de decir: 'interrumpir el embarazo' significa matar, directamente", agregó.

Francisco dijo que "la violencia y el rechazo de la vida nacen del miedo". Fuente: AFP – Crédito: Alberto Pizzoli

"Un niño enfermo es como cualquier necesitado de la tierra, como un anciano que necesita de asistencia, como tantos pobres a los que resulta difícil salir adelante: aquel o aquella que se presentan como un problema, en realidad es un don de Dios que puede sacarme afuera del egocentrismo y hacerme crecer en el amor", siguió.

Más allá de sus palabras muy duras en contra de la interrupción voluntaria del embarazo, en la catequesis el Pap nunca mencionó la palabra "aborto".

Después de subrayar que el sentido positivo del mandamiento "no matarás" es que "Dios es amante de la vida", Francisco explicó que "vale la pena recibir cada vida porque cada hombre vale la sangre del mismo Cristo". Y concluyó invitando a todos los hombres y mujeres del mundo a "no despreciar la vida".

Los principales temas del día

Principales noticias del día – 10 de octubre

2:22 <![CDATA[ .cls-1 { fill: #1ca3ff; } .cls-2 { fill: none; stroke: #fff; stroke-width: 1.2px; opacity: 0.96; } ]]> Video Por: Elisabetta Piqué ¿Te gustó esta nota? Ver comentarios 0

Temas: El Mundo

| Debate por el aborto SEGUIR Senado de la Nación Cámara de Diputados Papa Francisco