Moon Jae-in se acercó a saludar a la influyente hermana del líder de Corea del Norte Fuente: Reuters

0 9 de febrero de 2018 • 09:56

PYEONGCHANG.- El inédito acercamiento entre Corea del Norte y su vecino del sur en el marco de los Juegos Olímpicos de Invierno en Pyeongchang sumó hoy una nueva postal que quedará para la historia: el apretón de manos entre el presidente surcoreano, Moon Jae-in, y la hermana del líder norcoreano, Kim Jong-un .

La influyente hermana menor de Kim Jong Un, Kim Yo Jong, llegó hoy a Corea del Sur para la ceremonia de apertura de los Juegos Olímpicos convirtiéndose en el primer miembro de la dinastía gobernante del Norte en pisar suelo surcoreano desde el final de la guerra de Corea. Una vez en el estadio donde tuvo lugar la llamativa ceremonia, el presidente surcoreano se acercó al lugar donde estaba la delegación norcoreana, encabezada por el jefe del Parlamento, Kim Yong Nam, y estrechó la mano de Kim Yo Jong.

La hermana del líder norcoreano, de 28 años, y Kim Yong Nam almorzarán mañana con Moon, informó la oficina del líder surcoreano.

Kim Yong Nam, considerado el más alto dignatario en haber viajado a Corea del Sur, también saludó hoy al presidente surcoreano, Moon Jae-in, en lo que constituyó otro hito diplomático de estos Juegos.

Moon Jae Il también saludó a Kim Yong Nam
Moon Jae Il también saludó a Kim Yong Nam Fuente: Reuters

La jornada inaugural de los Juegos Olímpicos de Invierno también contó con la presencia del vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, quien participó brevemente en la recepción que marca el inicio del evento deportivo, que se desarrollará hasta el 25 de febrero.

La hermana de Kim Jong-un llega a Corea del Sur

:26 <![CDATA[ .cls-1 { fill: #1ca3ff; } .cls-2 { fill: none; stroke: #fff; stroke-width: 1.2px; opacity: 0.96; } ]]> Video

El vicepresidente del gobierno de Donald Trump se cruzó brevemente con el jefe de la delegación norcoreana, Kim Yong-nam, en la gala encabezada por Moon Jae-in antes de la ceremonia de apertura de los Juegos.

Pence le dio la mano a varios líderes, pero no a Kim Yong Nam, con quien evitó el cara a cara, informó el Palacio Azul. Después de solo cinco minutos, se fue del lugar.

Según el plan protocolar, Pence debía sentarse frente a Kim Yong Nam en esta recepción en Pyeongchang, donde se celebran los juegos de invierno. Sin embargo un portavoz de la presidencia surcoreana explicó que Pence llegó tarde, "saludó a quienes estaban en la mesa de honor y se fue sin sentarse".

Mike Pence junto al presidente de Corea del Sur
Mike Pence junto al presidente de Corea del Sur Fuente: AP

El vicepresidente estadounidense no había descartado este viernes una reunión con los delegados del norte, pero no dudó en calificar a Pyongyang como "el régimen más tiránico del planeta".

Ayer, el director general del Ministerio de Relaciones Exteriores norcoreano, Jo Yong-sam, dijo que Pyongyang no tenía "intención de reunirnos con el lado norteamericano durante la estadía en Corea del Sur".

Los Juegos de Pyeongchang, 80 kilómetros al sur de la frontera entre las dos Coreas, bautizados como los "Juegos de la Paz" por Corea del Sur, están marcados por el inusitado acercamiento entre ambas naciones, enemigas históricas y aún oficialmente en estado de guerra, desde 1953.

Mientras que los últimos meses estuvieron marcados por las fuertes tensiones ligadas a las ambiciones nucleares norcoreanas, el último mes vio un cambio en la tendencia, confirmándose la presencia de 22 deportistas norcoreanos en los Juegos, además del envío de una delegación diplomática de alto nivel.

Agencias Reuters y AFP

temas en esta nota

El Mundo | Juegos Olímpicos Pyeongchang 2018 SEGUIR Tensión entre las dos Coreas Juegos Olímpicos de Invierno Kim Jong-un Donald Trump ¿Te gustó esta nota? 0 Comentarios Ver